Aproximadamente en 4 de cada 5 entrevistas de trabajo se exige un mínimo conocimiento de inglés. Sin embargo, España se consagra en el puesto 24 de la lista mundial respecto al nivel de la población en este lenguaje. Por si a alguien se le ocurre pensar que un vigesimocuarto puesto no está tan mal, apunto que en Europa solo nos vemos superados en ignorancia lingüística por nuestros lejanos vecinos de continente Rusia y Turquía. Contando también con que el Índice de Nivel de Inglés  engloba a otros 44 países, muchos de ellos subdesarrollados, yo no me sentiría precisamente orgulloso. Además la Unión Europea tiene unos mínimos de competitividad  productiva, esto quiere decir que debemos mantenernos a la altura de esta regla que, aunque no sea la más importante, nos exige que nuestros trabajadores sean tan productivos dentro de nuestras fronteras como fuera de ellas.

El estudio, que se publicó hace meses, se centra en la población adulta. Sector demográfico en el que quizá los españoles tengamos excusa puesto que la implantación del inglés como lengua extranjera de estudio obligatorio es relativamente reciente, la gran mayoría de la población no recibió clases de inglés durante sus estudios. Pero también se puso a prueba el nivel de alumnos actuales o recientes, que si que estudian inglés de manera habitual. El resultado fue poco menos catastrófico que en personas adultas. Los jóvenes presentaban un aceptable conocimiento de la gramática y el vocabulario pero por lo general eran incapaces de articular frases complejas, ni mucho menos mantener una conversación fluida. De estos resultados no solo se induce la necesidad de presionar a las personas en edad de madurez para empezar a aprender inglés. Personalmente, y con mi rencor particular hacia nuestro sistema educativo, llego a la misma conclusión que los investigadores que realizaron el estudio. La técnica de enseñanza no es en absoluto la adecuada. De nuevo habló de forma personal, llevo 14 años estudiando ingles, aproximadamente el 80% de mi vida, y me atrevería a afirmar que tengo un nivel bastante avanzado. Y ahí radica el problema, llevó toda mi vida estudiando inglés, intercalando el estudio obligatorio con el extraescolar, ¿y lo máximo que he llegado a aprender es un “nivel avanzado”? En la mitad de tiempo de lo que me ha costado a mi un estudiante holandés sería perfectamente capaz de entablar una conversación larga y tendida con un británico de pura cepa.

De todas formas este problema tiene fecha de caducidad. Con la presión que el alto nivel de paro ejerce sobre la población laboralmente activa ya se disparan las cifras de contratación de cursos intensivos de inglés. Y probablemente, el desinterés que la política muestra hacia las reformas educativas se vea apartado en el caso de esta asignatura, puesto que el inglés es uno de los motores de la productividad española. 

3 comentarios:

Arturo Capdesolà dijo...

Siempre he pensado que uno de los gaves problemas del aprendizaje de una lengua extranjera por parte de la población española, es la escasez de oferta televisiva o cinematográfica en versión original subtitulada. Algo en lo que nos llevan bastante ventaja la mayoría de países europeos.

Sobre la fecha de caducida de este problema, puedo decirte que por mi experiencia en el mundo de a docencia, todo está dirigiéndose a un aprendizaje más enfocado en la participación que en la simple memorización de conceptos que ese escupen en el examen.

Saludos y enhorabuena por el blog.

bajootropuntodevista dijo...

Esta problemática la llevamos arrastrando desde hace años; por suerte, los jóvenes estamos cada vez mejor formados.
Creo que hay muchas formas de poder mejorar el aprendizaje de idiomas, pero para ello hay que tener voluntad y en muchas ocasiones eso es con lo que nos encontramos en este país, falta de ella.

Blendder dijo...

Muchas gracias a ambos por comentar.
Me temo, Arturo, que yo no tengo tanta fe como la que tu muestras en el sistema educativo. Llevo mucho tiempo sin ver cambios útiles y, al menos en mi entorno, nada parece indicar un giro de actitud.
Un saludo.

Suscripción gratuita por correo

Con la tecnología de Blogger.

Seguidores en Blogger